Simeone apenas tiene a seis futbolistas para trabajar durante este parón de selecciones y uno de ellos es Saúl, habitual con España hasta este inicio de curso. El centrocampista, de 25 años, ha superado recientemente una lesión, aunque tuvo tiempo de jugar ante Lokomotiv y Cádiz antes de esta fecha FIFA. Ahora, el cuerpo técnico del Atlético aprovecha esta quincena para poner a punto a Saúl, llamado a ser importante en el equipo durante la temporada.

El ilicitano se perdió cinco partidos en octubre (Celta, Bayern, Betis, Salzburgo y Osasuna) por lesión, situación extrañísima para él. De hecho, desde que empezó la 2015-16 (es decir, en cinco temporadas) sólo había faltado a cinco encuentros por cuestiones físicas. En esta ocasión se optó por no forzar al futbolista hasta que se recuperara y fue en el viaje a Moscú cuando regresó al grupo y, directamente, al once. Fue titular y disputó la primera mitad contra el Lokomotiv. Frente al Cádiz jugó el partido entero.

El salto de la enfermería directamente al equipo inicial no es más que otra muestra de que Saúl es indiscutible para Simeone. Al nivel de Oblak y Koke y, hasta su reciente explosión, por encima incluso de João Félix. El ‘8’ comenzó la temporada formando doble pivote con Koke, luego con Thomas y después de desplazó a la banda izquierda. Son las dos posiciones que maneja, ahora que parece que no regresará al lateral salvo por emergencia. Simeone vuelve a pedirle despliegue en el medio y llegada al área, para lo que necesita coger cuanto antes su mejor forma. Además, la competencia se está poniendo carísima en ambas posiciones. En el medio, Herrera crece, Torreira se ha asentado y Kondogbia promete guerra; en la izquierda, Carrasco era de una de las piezas más fiables hasta que se lesionó. El Cholo exigirá, como siempre, lo mejor de su polivalente futbolista.

Saúl, además, pretende recuperar cuanto antes su idilio con el gol. Sus últimas dianas fueron los dos penaltis que marcó en el Camp Nou en junio. El canterano tiene en su poder una marca curiosa: siempre que ha marcado como rojiblanco, el equipo no ha perdido. Ha marcado en 40 partidos (41 goles), de los cuales el Atlético ganó 34 y empató seis. Con España (la Absoluta y la Sub-21) le ocurre lo mismo; si él ve puerta, el equipo no pierde.

El Cholo trabaja a fondo con él para pulir detalles, para acoplarle con un João Félix a quien le gusta caer a la izquierda, con un Herrera que se está haciendo con los mandos del equipo, con Hermoso y Lodi, las dos opciones del lateral de su carril… Todo para recuperar la necesaria mejor versión de Saúl… y que él regrese a la Selección.