Youssef En-Nesyri, quien no acertó con la portería en el último partido de Liga con el Sevilla, frente al Eibar, sigue caminando a paso de récord por Nervión. Sus dos últimas actuaciones en el Sánchez-Pizjuán las terminó llevándose el balón a casa, con un hat-trick. Siete goles en los tres últimos partidos ligueros como local para disparar al Sevilla hacia la Champions12 goles en total en 1.241 minutos en el campeonato. Una salvajada. Pues bien, no sólo está sorprendiendo por su capacidad anotadora, sino que el marroquí es un alarde de efectividad.

Según el CIES, el delantero del Sevilla está en la segunda posición en cuanto a puntería. Sus 12 goles los ha anotado tras 36 remates a portería, es decir, marca una de cada tres que le llegan. A estos goles hay que sumarles los cuatro que hizo en Champions, anotados en 236 minutos, con mejor promedio incluso que el alcanzado en Laliga. Un par de dobletes, especialmente relevante ante el Krasnodar, lo han colocado también cerca de la cabeza de máximos artilleros.

Y el fútbol de En-Nesyri no se circunscribe a únicamente a la faceta anotadora. De hecho, Monchi, director deportivo, dejó claro hace unos días que su partido en Eibar, donde provocó dos penaltis, pese a que el colegiado señaló uno, le gustó más incluso que lo de los tripletes. El En-Nesyri que presiona, no da un balón por perdido, juega de espaldas, intercambia su posición con Ocampos o Suso para defender los costados… Un aporte enorme en otras situaciones del juego.

Ahora le llegan al Sevilla envites de verdadero nivel, con tensión a nivel deportivo y emocional. Las semifinales de la Copa y el duelo frente al Borussia Dortmund en Champions pesarán en el balance al final del curso. Y el peso real de En-Nesyri también se verá en estos partidos decisivos. El West Ham fue de verdad a por el sevillista. Se encontró con la negativa de club y jugador. El verano próximo habrá que ver la decisión que toman las partes. En-Nesyri sigue creciendo. En números, sensaciones y fútbol. Es el ‘9’ del Sevilla.